Life Coaching

Todo el trabajo lo haces tú. Enfoco los procesos al logro de objetivos. Trabajaré contigo para que seas tú quién consiga tus metas por tus medios, sacando los recursos de dentro de ti.

Life Coaching

Mi función como coach NO ES ACONSEJARTE. Mi objetivo es sacar lo mejor de ti para que seas tú y sólo tú la persona que resuelva el problema o llegue al objetivo marcado.

heavy

¿EN QUÉ CONSISTE UN PROCESO DE COACHING?

Coaching NO es terapia ni es Psicología. Utilizo algunas herramientas comunes en la Psicología, pero estoy 100% orientado a objetivos. Resumiendo mucho, podríamos decir que la Psicología mira mucho hacia el pasado y se centra en las causas y el Coaching mira hacia el futuro y se centra en objetivos concretos.

Autoconsciencia

No te voy a aconsejar, ese no es mi cometido, ya que todas las soluciones van a salir de ti. Mi objetivo es sacarlas de dentro. Todo lo que sale de ti siempre tendrá mucha más fuerza que lo que viene desde fuera (ya sea en forma de orden, sugerencia o consejo). Pero dentro de ti también podemos encontrar obstáculos, como creencias limitantes, y también estaré allí para ayudarte a superarlas, ya que conozco técnicas para ello.

Objetivos y acción

Un proceso de Coaching no es indefinido y tiene siempre un objetivo muy concreto y marcado. Entre una sesión y la siguiente normalmente habrá una semana de distancia. Durante esa semana realizarás algún tipo de ejercicio que te encargaré siempre al final de cada sesión. Todas las sesiones tendrán un propio plan de acción y un objetivo concreto. A lo largo del proceso y una vez definidos los objetivos, observaremos juntos tu realidad y vas a elaborar una estrategia para llevar a cabo tus metas, explorando juntos tus opciones y tus recursos.

Resultados

Todo proceso de Coaching está orientado a resultados. Vamos a trazar un plan de acción, no sin antes evaluar los riesgos y consecuencias, su sostenibilidad y también vamos a marcar unas etapas y unos hitos o indicadores dentro de ese plan que te ayudarán a ir evaluando los resultados.

¿Un recipiente o una bellota?

El modelo psicológico conductista nos presenta a la persona como una botella vacía. Y este recipiente se va llenando con conocimiento.

En el modelo del recipiente prima lo externo, ya que es de fuera hacia dentro como se “llena” la botella.

Pero ¿dónde queda lo que la persona tiene dentro de sí?

El coaching concibe a la persona más como una bellota. Dentro de la bellota ya existe todo su futuro potencial: convertirse en un gran roble. Desde una visión humanista, positiva y optimista se prima la persona y todo lo que tiene en su interior, sin despreciar sus intereses. Y se trabaja potenciando la capacidad que todos tenemos dentro de nosotros de generar cambios.

¿QUIERES INICIAR UN PROCESO DE COACHING?

Ir arriba